Excursión a las cuevas de San José

En el municipio de la Vall d’Uixó (Castellón), enmarcadas en el paraje natural de la Sierra de Espadán, se encuentran las cuevas de San José. Por ellas pasa el río subterráneo más largo de Europa.

Hacer esta excursión surgió por un recuerdo que tenía de cuando era pequeña y fuimos con el colegio a visitarlas. Se me quedó muy grabada una imagen en una barca y esa sensación de inseguridad y miedo por si nos caíamos. Además recuerdo que en mi barca había un niño que no paraba de moverse, jajaja. Bueno, pues con los años llegué a pensar que lo había soñado. Pero un día, hablándolo con Luis recordó haber ido también, así que me puse a investigar y vi que las teníamos más cerca de lo que creíamos.

Decidimos ir el verano pasado y fue una excursión muy especial. Max apenas tenía 4 meses pero eso no supuso ningún problema.

Reservamos las entradas a través de internet porque las colas en taquilla son larguísimas y como hay turnos de visitas lo más probable es que no haya de forma inmediata y tengas que esperar al turno de la tarde. Si las compras a través de internet solo tienes que recogerlas en taquilla sin hacer cola unos quince minutos antes de que tengas el turno de visita. Vale mucho la pena, y más si vas con niños.

Los niños que midan menos de 1,01 cm no pagan entrada si van en el regazo de sus padres y no ocupan sitio en la barca. La tarifa para el resto de niños es de 5€, adultos 10€ (con carnet de familia numerosa 7€).

La visita en general es una pasada. Nada más acceder a la cueva llegas a un pequeño embarcadero donde coges una barquita que te paseará por el río subterráneo. El guía va explicando cada detalle de la gruta y hay pasadizos en los que tienes que agachar la cabeza un montón para no darte con las piedras.

A mitad de camino hay otro embarcadero donde te bajas para hacer un breve recorrido a pie. Y al acabar vuelves a subir a la barca y regresas a la salida.

El tiempo se para cuando entras en la cueva. Caminando entre estalactitas y las estalagmitas tienes la sensación de haber hecho un viaje en el tiempo.

El recorrido dura aproximadamente unos 45 minutos.

Al acabar la visita fuimos a buscar un sito para comer. El sitio es muy turístico y hay varios restaurantes alrededor. Nosotros optamos por ir de picnic, ya que nos dijeron que al lado había una pinada con mesas y bancos de madera. También hay instalaciones para hacer barbacoa, pero como era pleno agosto estaban precintadas por riesgo de incendio.

cuevas de san josé, welcome kids

cuevas de san josé, welcome kids

cuevas de san josé, welcome kids

cuevas de san josé, welcome kids

El espacio está muy bien y muy bien cuidado. Hay baños públicos. Si cruzas un río por el que no pasa agua, hay una piscina con precios especiales para los visitantes de las cuevas y en el mes de agosto los niños no pagan.

cuevas de san josé, welcome kids

Os animo a que visitéis las cuevas. Sin duda pasarán a formar parte de los recuerdos de infancia de vuestros pequeños.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *